Gobierno de La Rioja

Núm. 76
BOLETIN OFICIAL DE LA RIOJA
Viernes 22 de junio de 2012
AYUNTAMIENTO DE PRADEJÓN
III.C.105

Aprobación definitiva de la ordenanza reguladora de terrazas de veladores

El Ayuntamiento Pleno en sesión de fecha 12 de junio de 2012 ha adoptado el siguiente acuerdo: Aprobada inicialmente por el Ayuntamiento Pleno en fecha 12 de abril de 2012 la Ordenanza municipal reguladora de las terrazas de veladores, y sometida la misma a período de información pública, mediante anuncio en el mediante anuncio en el BOR nº 47 de 18 de abril de 2012 y en el Tablón de Edictos de este Ayuntamiento. Dada cuenta de la propuesta de modificación tras las alegaciones presentadas en el periodo de audiencia a los interesados, en tiempo y forma, y del informe de Secretaría, en vista de lo cual el Pleno, previa deliberación, y por unanimidad, de los miembros asistentes, acuerda:

Primero. Aprobar expresamente, con carácter definitivo, la redacción final del texto de la Ordenanza municipal reguladora de terrazas de veladores, una vez resueltas las reclamaciones presentadas e incorporadas a la misma las modificaciones derivadas de las alegaciones estimadas, en los términos en que figura en el expediente."

Contra dicho acuerdo podrá interponerse, de conformidad con los artículos 10 y 46 de la Ley 29/1988, de 13 de julio, reguladora de la Jurisdicción Contencioso-Administrativa, recurso contencioso-administrativo, ante el Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, en el plazo de dos meses contados a partir del día siguiente al de la presente publicación en el Boletín Oficial de La Rioja, en la forma que establece la vigente Ley reguladora de dicha Jurisdicción.

Pradejón a 12 de junio de 2012.- El Alcalde, Óscar León García.

Texto integro de la ordenanza reguladora de terrazas de veladores

Exposición de motivos

El Real Decreto 1372/1986, de 13 de junio, por el que se aprueba el Reglamento de Bienes de las Entidades Locales, dispone en su artículo 77, que el uso común especial normal de los bienes de dominio público se sujetará a licencia, ajustada a la naturaleza del dominio, a los actos de su afectación y apertura al uso público y a los preceptos de carácter general.

La instalación de mesas y sillas en la vía pública constituye un uso común especial del dominio público.

Con el fin de regular el otorgamiento de este tipo de licencias de forma que sea compatible la utilización del espacio público para disfrute y tránsito de los usuarios de la vía pública con la ocupación de la misma por parte de los titulares de establecimientos se aprueba la presente Ordenanza, en la que se adoptan una serie de medidas tendentes a buscar el equilibrio y distribución equitativa y razonable del dominio público.

Artículo 1º. Objeto. Ámbito de aplicación.

1.1.- La presente Ordenanza tiene por objeto establecer el régimen jurídico aplicable a la instalación y funcionamiento de veladores. Quedan fuera de su ámbito de aplicación las terrazas de veladores que se autoricen con motivo de la celebración de Ferias, Festejos, Actividades deportivas y análogas, que se regirán por su normativa específica.

1.2.- Dicha actividad queda sometida a la previa obtención de la autorización municipal correspondiente. Se prohíbe la instalación de veladores en la vía pública sin licencia municipal.

1.3.- La ocupación de terrenos de titularidad privada y uso público con mesas y sillas con finalidad lucrativa queda sometida a la presente Ordenanza excepto en lo referido al pago de la tasa, marcado de la terraza y ámbito temporal.

1.4.- Las instalaciones reseñadas quedan a su vez sujetas, además de lo dispuesto en la presente Ordenanza, a la normativa sobre espectáculos públicos y actividades recreativas, a la deprotección del medio ambiente, a la higiénico sanitaria, a la de protección de los consumidores y usuarios, y a cualesquiera otra que tenga incidencia en la materia de que se trata, por lo que sus determinaciones serán plenamente exigibles aun cuando no se haga expresa referencia a las mismas en esta Ordenanza.

Artículo 2º. Definiciones.

2.1.- A efectos de la presente Ordenanza se entiende por:

Terraza: conjunto de veladores y demás elementos instalados fijos o móviles autorizados en terrenos de uso público con finalidad lucrativa para el servicio de establecimientos de hostelería.

Velador: conjunto compuesto por mesa y cuatro sillas instalados en terrenos de uso público y privado, con finalidad lucrativa para el servicio de establecimientos de hostelería.

2.2.- Sólo podrán autorizarse terrazas de veladores cuando el establecimiento principal sea bar, cafetería, restaurante, bar-restaurante, café-bar, taberna, chocolatería, heladería, salón de té, croisantería, bares, restaurantes de hoteles, salones de banquetes y de juegos recreativos cuando expidan bebidas.

2.3.- Las terrazas de veladores únicamente podrán realizar la misma actividad y expender los mismos productos que el establecimiento del que depende.

2.4.- Las terrazas de veladores podrán ubicarse en suelo público o privado.

2.5.- Podrán establecerse quioscos de hostelería de temporada, con su propia terraza de veladores, adjudicados mediante concesión y sujetos a lo dispuesto en el pliego de condiciones correspondiente.

2.6.- El mobiliario de la terraza no estará fuera del espacio autorizado a ocupar.-

2.7.- Recogida de la terraza; deberá realizarse a diario los trabajos de desmontaje del mobiliario al finalizar la actividad, sin perjuicio de las tareas de limpieza necesarias.

2.8.- El mobiliario se deberá guarda en lugar cerrado, excepto en los casos donde las terrazas estén ubicadas en plazas o zonas peatonales, debiendo ser autorizado el establecimiento.

Artículo 3º. Ámbito Temporal.

Las autorizaciones de ocupación de terrenos de dominio público y privado, para la instalación de mesas y sillas y, en su caso, elementos de calefacción, con finalidad lucrativa, para el servicio de establecimientos de hostelería pueden ser:

A.- Por año natural: cuando la autorización sea por el período comprendido entre el 1 de enero y el 31 de diciembre.

B.- De temporada: Del 15 de marzo al 31 de octubre, debiendo retirar el mobiliario concluida la temporada.

C.- Por día

D.- Puntuales: cuando la autorización sea realizada para ocupar zonas peatonales ocasionales que el propio Ayuntamiento designe, desde el 1 de junio y hasta el 30 de septiembre; este tipo de licencia tendrá carácter mensual, a efectos de abono de tasas correspondientes, al igual que las concedidas con ocasión de festividades, jornadas, celebraciones u otros eventos.

Artículo 4º. Solicitudes.

4.1.- Las solicitudes, que se presentarán con un mes, como mínimo, de antelación a la fecha de instalación que interesa, deberán especificar los datos personales, datos de la empresa, nombre comercial del establecimiento, y los documentos que a continuación se relacionan:

a) Licencia de apertura del establecimiento.

b) Croquis o fotografía del espacio a ocupar con la terraza y del mobiliario a instalar. Los interesados podrán recabar los servicios técnicos del Ayuntamiento para delimitar las zonas a ocupar de forma indeleble, y que permanecerá sin modificación durante el tiempo solicitado.

c) Las personas físicas o jurídicas que soliciten la instalación de la terraza deberán encontrarse de alta a efectos del Impuesto de Actividades Económicas y no adeudar cantidad alguna por este concepto, así como encontrarse al corriente de pago de las demás exacciones municipales.

d) Autorización expresa de los titulares de los establecimientos colindantes cuando la longitud de la terraza exceda de la línea de fachada del establecimiento para el que se solicita la licencia.

e) Todas las licencias se otorgarán dejando a salvo el derecho de propiedad y sin perjuicio de terceros, entendiéndose concedidas en precario, pudiendo la Corporación disponer su retirada,temporal o definitiva, sin derecho a indemnización alguna. Las licencias se entenderán concedidas con carácter personal e intransferible, estando prohibido el subarriendo y su explotación por terceros

f) Documento acreditativo de hallarse al corriente en el pago de pólizas de seguros de responsabilidad civil e incendios que se extiendan tanto al establecimiento principal como a los posibles riesgos de igual naturaleza que pudieran derivarse del funcionamiento de la terraza.

g) En caso de terrazas situadas en espacio libre privado se incluirá además:

- Acreditación de la propiedad o, título jurídico que habilite para la utilización privativa del espacio.

- Indicación del uso del edificio propio y de los colindantes

4.2.- En el caso de que se hubiera obtenido autorización para terraza en ejercicios anteriores y se pretendiera la renovación de la misma sin modificaciones, no será necesario aportar la documentación anteriormente citada, produciéndose la renovación automática de la autorización, salvo deseo en contra del titular del establecimiento, que deberá solicitar por escrito la renuncia oportuna.

4.3.- El procedimiento para la resolución de cada expediente tendrá un plazo máximo de un mes, transcurrido el cual la solicitud se entenderá denegada por silencio administrativo.

Título I: Condiciones de la Instalación

Artículo 5º. Accesibilidad a servicios públicos, viviendas y locales.

5.1.- El ancho mínimo de acera en la que se permitirá la instalación de terraza será de 2,50 metros lineales.

5.2.- La instalación de terrazas de veladores, independientemente del tipo de ocupación de que se trate, y del carácter público o privado del suelo, deberán dejar completamente libres, para su utilización por los servicios públicos correspondientes, las bocas de riego, los hidrantes, las tapas y registros de alcantarillado, las salidas de emergencia, las paradas de transporte público regularmente establecidas, los aparatos de registro y control del tráfico, los centros de transformación y arquetas de registro de los servicios públicos.

5.3.- No podrá colocarse elemento de mobiliario alguno que dificulte la maniobra de entrada o salida en vados permanentes de paso de vehículos, en portales de acceso a viviendas o en puertas de acceso a otros establecimientos públicos.

5.4.- Con carácter general, la autorización de las terrazas será en la misma vía pública o privada, o en la continua a donde se realice la actividad de hostelería y su ubicación en la zona próxima a la fachada del establecimiento.

Artículo 6º. Mobiliario Urbano.

6.1.- En las terrazas que se sitúen en suelo público municipal y en las que se instalen en suelo privado que sean claramente visibles desde la vía pública, los elementos de mobiliario urbano se atendrán a las siguientes características:

a) Las mesas y sillas serán de un material tal que, en su desplazamiento sobre el pavimento, no dañen el mismo y produzcan el menor ruido posible (o contar con sistema adecuado, en el inferior de las mesas, sillas etc).

b) Cada terraza utilizará un único tipo de silla y mesa, así como un único color, igual para todos los elementos. En el mobiliario a instalar se prohíbe toda clase de publicidad.

6.2.- Podrán instalarse, como elementos de la terraza, sombrillas o toldos, con sujeción a las siguientes normas:

a) La instalación de sombrillas o toldos está sujeta a licencia y tasa fiscal, que podrá solicitarse conjuntamente con la de la terraza, o con posterioridad a la misma.

b) Únicamente podrá autorizarse la instalación de toldos en terrazas instaladas en parques, plazas o espacios abiertos en los que las dimensiones y uso de la zona lo permitan. No se autorizaran cuando puedan ser utilizados como vías de acceso fácil a las plantas superiores o puedan restar visibilidad de modo manifiesto a otros establecimientos o vecinos colindantes.

c) Los toldos, sombrillas, y cubiertas serán de material textil, lisos y de colores acordes con el entorno urbano y tendrán siempre posibilidad de ser recogidos mediante fácil maniobra. El cerramiento de las superficies verticales del perímetro de los mismos, se permitirá siempre quesea con elementos móviles transparentes o con setos de jardinería, teniéndose en cuenta que su longitud total será como máximo la de la fachada del edificio donde se encuentre el establecimiento principal.

Se prohíbe el establecimiento cualquier tipo de quitasoles, con motivo de la instalación de terrazas en espacios públicos, o privados abiertos al publico, excepto aquellos que sean autorizados, por contar con un tamizado estético e instalado según certificación de empresa especializada que garantice su seguridad, así como se hayan obtenido las autorizaciones correspondientes para la instalación de los soportes o anclajes de los mismos.

d) Los toldos y sombrillas podrán sujetarse mediante sistemas desmontables o anclajes en la calzada o acera (previa petición de licencia de obras municipal). Éstos en ningún caso sobresaldrán ni supondrán peligro para los peatones cuando se desmonten. En este caso los solicitantes deberán aportar garantía para la reposición del suelo público al estado anterior a la instalación de dichos anclajes. El importe de esta garantía se determinará en función del coste de reposición de dos metros cuadrados por punto de apoyo.

e) El vuelo de toldos y sombrillas no podrá exceder de la superficie autorizada para terraza, ni entorpecer el tránsito peatonal

f) Las demás condiciones de los toldos serán las previstas en el Plan General.

6.3.- En los casos donde el establecimiento dejase las mesas y las sillas en la calle, este deberá acondicionar el lugar establecido para su recogida y garantizar la seguridad ciudadana.

6.4.- No se permitirá la instalación de mostradores u otros elementos para el servicio de la terraza, que deberá ser atendida desde el propio establecimiento.

Artículo 7º. Instalaciones de alumbrado y calefactores

1. Se permitirán instalaciones de alumbrado en de terrazas de veladores que dispongan de una estructura propia a la que sujetarse. Podrán realizarse mediante conducción subterránea o tendido aéreo, dependiendo de cada caso concreto, que será valorado por los técnicos municipales. En el segundo de los casos, deberá disponer de una instalación desmontable que permita retirar el cable cuando la terraza no esté instalada.

2. La instalación estará sujeta a licencia, que podrá solicitarse conjuntamente con la de la terraza o con posterioridad a la misma, con arreglo en todo caso a las siguientes normas:

- Las instalaciones cumplirán en todos sus puntos con lo establecido en el vigente Reglamento Electrotécnico de Baja Tensión e Instrucciones Técnicas Complementarias, debiendo emitir el instalador autorizado que la realice el oportuno certificado.

- El nivel de iluminación a alcanzar no podrá superar en dos veces el nivel del resto de la calle.

- La sujeción será a estructuras propias del establecimiento y nunca al arbolado o elementos del mobiliario urbano como bancos, farolas, señales, etc., debiendo contar estas estructuras con elementos de seguridad, tanto mecánica como eléctrica.

- Los aparatos instalados serán cerrados, debiendo estar clasificados con un grado de protección IP-65, según la norma UNE 20324. Estarán conectados al cuadro general del establecimiento, debiendo contar con un sistema de protección contra contactos directos e indirectos, y, además, con un sistema de encendido y apagado, para cumplir con el horario que se determine por el Ayuntamiento de Pradejón.

Igualmente se permitirá la instalación de calefactores o aparatos análogos sin sobrepasar el espacio autorizado para ocupar con la terraza de veladores. Su instalación estará sujeta a licencia, que podrá solicitarse conjuntamente con la de la terraza o con posterioridad a la misma. Estos aparatos no necesitarán para su funcionamiento de ningún tipo de instalación auxiliar o conducción, salvo lo dispuesto para la iluminación. Las características de los mismos deberán cumplir la legislación vigente que le sea de aplicación.

Artículo 8º. Instalaciones y actividades prohibidas

8.1.- Queda prohibida la instalación de billares, futbolines, máquinas recreativas o de azar en las terrazas de veladores

8.2- Las actuaciones en directo, podrán autorizarse de forma puntual, previo informe del propio Ayuntamiento.

Artículo 9º. Ocupación de aceras.

9.1.- En vías públicas abiertas de modo permanente al tráfico rodado de vehículos, la terraza de veladores se ubicará en la acera.

9.2.- Excepcionalmente podrá autorizarse la ocupación parcial de la calzada, siempre que las condiciones del tráfico lo permitan y mediante la adopción de las medidas de seguridad oportunas

9.3.- No se permitirá la implantación simultánea de una terraza adosada a la fachada y en la línea de bordillo de la acera.

9.4- La terraza de veladores, cualquiera que sea la porción de dominio público municipal que ocupe o su situación sobre el mismo, deberá formar un único conjunto homogéneo, dejando libre cualquier elemento de mobiliario para el tránsito peatonal la mitad de la anchura de la acera.

9.5.- En circunstancias normales y según las características de muchas de las calles del municipio, las terrazas de veladores podrán situarse adosada a la fachada del edificio donde se ubique el establecimiento hostelero, en cuyo caso podrá ocupar la totalidad de la fachada del inmueble. Pudiendo poner solamente una única línea de mesas. en el supuesto de existir fachada ajena al establecimiento, dejaran expedito cualquier acceso a los inmuebles.

Artículo 10º . Ocupación en Zonas Peatonales Puntuales.

10.1.- Cuando la ocupación por parte de terrazas, se realice en calles de concurrencia de establecimientos hosteleros y sea en horario peatonal, se situará una primera línea de mesas frente a la fachada del inmueble del local y una segunda línea en el centro de la calzada, dejando suficiente paso para el tráfico de peatones y libre en todo momento los accesos a inmuebles y establecimientos comerciales, no autorizando una tercera línea de mesas. Los titulares de las terrazas velarán en todo momento, que las mesas y sillas no ocupen otro espacio, que el asignado. El incumplimiento de esta norma, será considerada infracción grave. El mobiliario de las terrazas se colocará de forma que quede un espacio libre de todo obstáculo de, al menos, 3,50 metros de anchura, para permitir el tránsito peatonal

Caso de ser necesario el acceso a la zona, por parte de los servicios de emergencias, los titulares de los establecimientos, procederán de forma inmediata a la retirada de las terrazas, y cualquier otro elemento de mobiliario autorizado al efecto, dejando todo ello adosado en la misma margen de línea de fachada, para facilitar el acceso de los servicios de emergencia.

En los supuestos de dos terrazas en la misma fachada, la distancia mínima entre una y otra, será de 1,5metros.

10.2.- Cuando la ocupación se lleve a cabo en otras zonas peatonales, que de forma puntual se habiliten al efecto, podrá ocuparse parte de la calzada, dejando en todo momento libre un corredor para los servicios de emergencia, que quedará marcado y comunicado a los titulares de los establecimientos, para su conocimiento y estricto cumplimiento. En estos casos los titulares de las terrazas, podrán utilizar setos, maceteros etc, que sirvan de separación y diferenciación de las distintas terrazas.

Artículo 11º. Ocupación en Plazas y Parques Públicos.

11.1.- Cuando se trate de plazas peatonales, la terraza podrá situarse adosada a la fachada del establecimiento o paralela a la misma con un pasillo de separación. En ambos casos, no superarán los límites de la fachada del edificio en el que se ubique.

Si los titulares de dos o más establecimientos ubicados en un mismo edificio solicitaran la instalación de la terraza, el reparto de la superficie se hará entre ellos a partes iguales.

11.2.- El ancho de las terrazas no podrá superar un tercio del ancho de la plaza, siendo en cualquier caso inferior a diez metros el de cada una.

En el caso de que existan establecimientos enfrentados, el ancho ocupado por ambos no superará un tercio del ancho de la plaza.

11.3.- En cada plaza la disposición del conjunto de las terrazas deberá resultar homogénea y la superficie de ocupación del conjunto no podrá superar un tercio de la zona libre de tránsito o uso peatonal.

11.4.- Cuando se trate de plazas con tráfico rodado de vehículos o cuando en su interior haya zonas ajardinadas o terrizas, la instalación de terrazas en sus aceras se sujetará a las condiciones generales previstas en esta ordenanza para las aceras convencionales.

11.5.- En locales con emplazamiento en las proximidades de una plaza y mediando calle considerada de tráfico denso a la misma, se instalarán las terrazas en la plaza correspondiente, dejando la calle libre de obstáculos, y se adoptaran por parte de los titulares de las terraza las medidas necesarias bajo el criterio de la autoridad competente.

Artículo 12º.- Ocupación en calles del casco antiguo

La ocupación que pudiera llevarse a cabo en calles estrechas del municipio, se ajustará en todo momento a lo establecido en las ordenanzas o normas que al efecto, dicte el Ayuntamiento.

Artículo 13º.- Particularidades para la instalación de terrazas en espacios libres privados.

A los efectos de esta Ordenanza se entiende por espacios libres privados los que se encuentren dentro de la alineación oficial definida en el Plan General de Ordenación Urbana de Pradejón. La instalación de terrazas en espacios libres privados se someterá, además de a las señaladas en los artículos precedentes, a las siguientes determinaciones:

1.- El solicitante deberá acreditar la propiedad o título jurídico que habilite para la utilización privativa de este espacio.

2.- Cuando no haya solución de continuidad entre la superficie privada y la acera, podrán sumarse los anchos de ambas a efectos de determinar la capacidad del espacio para acoger la terraza y su ocupación máxima. En estos casos la terraza deberá situarse adosada a la fachada del edificio sin invadir la acera cuando la ocupación pueda agotarse en el espacio privado.

3.- En ningún caso su instalación deberá dificultar la evacuación de los edificios o locales donde se instale.

4.- En ningún caso la instalación de la terraza podrá realizarse sobre superficies ajardinadas.

5.- Queda prohibida la instalación de cualquier tipo de quiosco en la superficie libre de parcela. En todos los casos las mesas se servirán desde el interior del establecimiento.

6.- La instalación de terrazas en el interior de centros comerciales no deberá disminuir las condiciones de evacuación de los mismos por debajo de los mínimos reglamentarios. El solicitante deberá presentar un estudio justificativo de evacuación en el que se contemplen las dimensiones y mobiliario de su terraza y su incidencia sobre la del conjunto del centro. Este estudio podrá ser sustituido por uno general presentado por la dirección del centro que contenga el espacio ocupado por todas las terrazas que se pretendan.

El espacio de la terraza deberá quedar delimitado por barandillas fijas de una altura mínima de ochenta centímetros, con un vano horizontal máximo de cincuenta centímetros, que impidan que el mobiliario obstaculice la vía de evacuación.

Título II- De las obligaciones de los titulares de las terrazas

Artículo 14º. Obligaciones del titular de la terraza

14.1.- El titular de la terraza deberá mantener ésta y el mobiliario en las debidas condiciones de limpieza, seguridad y ornato, siendo responsables de la recogida diaria de residuos que puedan producirse en ella o en sus inmediaciones, así como de los desperfectos que pudiesen ocasionarse en la fracción de vía pública ocupada.

14.2.- El pie y el vuelo de toldos y sombrillas quedarán dentro de la zona de la terraza, así como mamparas, jardineras etc. Que se instalen como elemento delimitador o identificativo de la misma.

14.3.- Queda prohibida la celebración de cualquier espectáculo, actuación musical o la instalación de altavoces o cualquier otro aparato amplificador o reproductor de sonidos, excepto la instalación de televisores con ocasión de determinados eventos.

14.4.- El titular de la licencia, deberá colocar un cartel indicativo visible donde figurarán: nombre del establecimiento, ubicación, temporada, y metros cuadrados de ocupación.

14.5.- El titular o representante deberá abstenerse de instalar la terraza o proceder a recoger la misma, cuando se ordene por la Autoridad Municipal o sus Agentes en el ejercicio de sus funciones, por la celebración de algún acto religioso, social, festivo o deportivo y la terraza esté instalada en el itinerario o zona de influencia o afluencia masiva de persona. En estos supuestos, la Administración comunicará este hecho al titular con suficiente antelación quien deberá retirar la terraza antes de la hora indicada en la comunicación y no procederá a su instalación hasta quefinalice el acto.

14.6.- Adoptará las previsiones necesarias a fin de que la estancia en las terrazas no ocasione molestias a los vecinos, señalándose como hora de instalación y recogida de las mismas:

A) Zonas peatonales y resto de calles:

Colocación: Lunes a domingos y festivos: 10,00 horas.

Retirada: De lunes a jueves a las 2 horas

Viernes, sábados y festivos, a las 2,30 horas

Domingos, a las 0,00 horas.

Durante el mes de agosto: retirada todos los días, a las 2,30 horas.

B) Zonas peatonales puntuales:

Colocación: sábados, a las 16 horas. Domingos y festivos a las 11 horas.

Retirada: sábados y festivos a las 2,30 horas.

Domingos, a las 0,00 horas.

Se consideran zonas o calles peatonales puntuales todas aquellas en la que concurran varios establecimientos y/o la calle lo permita:

1ª) C/ Del Prado, tramo comprendido entre C/ Fuentes e intersección con C/ Carretera a la altura del nº 14 de la C/ Del Prado.

2ª) C/ Mayor en el nº 12 con rampa en C/ Cantón.

14.7.- El titular del establecimiento será el responsable en todo momento, de que los veladores, se encuentren ubicados en la zona autorizada para su uso, no pudiendo modificarse o ampliarse la zona autorizada.

14.8.- Por razones de estética e higiene no se permitirá almacenar o apilar productos, materiales o residuos propios de la actividad junto a las terrazas.

Artículo 15º. Extinción de la licencia.

15.1.- La licencia se extinguirá por las siguientes causas:

a) Impago de las tasas correspondientes

b) Renuncia de su titular.

c) Revocación por el Ayuntamiento, por motivos de interés público debidamente acreditados, con audiencia del interesado.

d) Revocación por el Ayuntamiento, por incumplimiento de las condiciones de la licencia y/o de las normas establecidas en esta ordenanza.

15.2.- Finalizada la duración de la licencia, su titular deberá retirar de la vía pública, en el plazo de tres días, todos los elementos de la terraza, incluyendo el mobiliario y el resto de las instalaciones autorizadas, debiendo quedar completamente expedita para el tránsito peatonal.

15.3.- En caso de incumplimiento de la obligación anterior, procederá el Ayuntamiento a la ejecución subsidiaria, con cargo al obligado.

Título III: Infracciones y Sanciones

Artículo 16º. Compatibilidad.

Las responsabilidades administrativas que resulten del procedimiento sancionador serán compatibles con la exigencia al infractor de la reposición de la situación alterada a su estado original, así como con la indemnización por los daños y perjuicios causados. No obstante, la retirada de las instalaciones ilegales o la suspensión de su funcionamiento podrá acordarse como medida cautelar al tiempo de disponerse la iniciación del correspondiente procedimiento sancionador.

Artículo 17º. Instalaciones carentes de licencia.

Las instalaciones sujetas a esta ordenanza que se implanten sobre terrenos de dominio público municipal sin la preceptiva licencia serán retiradas de modo inmediato por los servicios municipales sin más aviso que la notificación al interesado de la orden dictada por la Alcaldía-Presidencia, la cual actuará en ejercicio de las potestades de recuperación de oficio de los bienes y de su uso común general. Dicha notificación podrá practicarse en el mismo acto de la ejecución material de la resolución, que se llevará a efecto por los servicios municipales.

Artículo 18º. Exceso de elementos o superficie autorizada.

Todo elemento o instalación no autorizada, así como el exceso de superficie ocupada, será deforma inmediata retirados por los servicios municipales, todo ello sin perjuicio de la posible revocación de la licencia otorgada o de la denegación de la renovación correspondiente.

Artículo 19º. Instalaciones ilegales en suelo privado.

Cuando se trate de instalaciones sin licencia ubicadas en terrenos de titularidad privada, el Ayuntamiento ordenará la suspensión inmediata de su funcionamiento en los términos previstos en la legislación de espectáculos públicos y actividades recreativas de la Comunidad de La Rioja, procediéndose en caso de incumplimiento, a su decomiso y retirada por el tiempo que sea preciso.

Los gastos que se originen por estas actuaciones serán a costa del responsable, quien estará obligado a su ingreso una vez se practique la correspondiente liquidación, salvo que hubiesen sido exigidos anticipadamente con arreglo a lo dispuesto en el artículo 98.4 de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común.

Artículo 20º. Infracciones.

20.1.- Será infracción administrativa el incumplimiento de las obligaciones, prohibiciones y requisitos establecidos en la presente ordenanza, así como de las condiciones impuestas en las licencias y autorizaciones administrativas otorgadas a su amparo.

20.2.- Serán responsables de las infracciones a esta Ordenanza las personas físicas o jurídicas titulares de las licencias y autorizaciones administrativas de la ocupación de terrenos de uso público con finalidad lucrativa.

Artículo 21º. Clasificación de las infracciones

Las infracciones a esta Ordenanza se clasificarán en muy graves, graves y leves.

Serán responsables de las instalaciones las personas físicas o jurídicas titulares de las instalaciones.

21.1.- Son infracciones leves:

a) La ocupación con mayor número de veladores a los autorizados en menos de un diez por ciento.

b) No exponer en sitio adecuado el cartel identificativo, que autoriza la instalación de la terraza, para su correcta visión por parte de clientes, vecinos y agentes de la autoridad.

c) El incumplimiento de cualquier otra obligación prevista en esta ordenanza que no sea constitutiva de infracción grave o muy grave.

21.2.- Son infracciones graves:

a) La ocupación con mayor número de veladores a los autorizados en más de un diez por ciento y en menos de un treinta por ciento.

b) No instalar todos los veladores autorizados, dejando parte de ellos apilados en la vía pública durante el ejercicio de la actividad.

c) No mantener la terraza y su ámbito de influencia en las debidas condiciones de limpieza, seguridad y ornato.

d) Colocación en la terraza de aparatos o equipos amplificadores o reproductores de imagen, sonido o vibraciones acústicas.

e) No respetar los horarios de colocación y retirada de la terraza.

f) Ocupar superficie superior a la autorizada, así como no respetar el lugar de colocación de cada terraza, autorizado por el Ayuntamiento.

g) La carencia de seguro obligatorio.

h) La producción de molestias acreditadas a los vecinos o transeúntes derivadas del funcionamiento de la instalación.

i) La falsedad, manipulación u ocultación de los datos o de las documentaciones aportadas en orden a la obtención de la correspondiente licencia.

j) El servicio de productos alimentarios no autorizados.

k) La negativa a presentar la documentación correspondiente de la terraza, que autoriza su instalación, a los agentes de la autoridad o funcionarios competentes que se designen al efecto, por el ayuntamiento.

l) La colocación de mobiliario o elementos no autorizados.

m) La comisión de tres faltas leves en el período de un año.

21.3.- Son infracciones muy graves:

a) La instalación de terraza sin licencia municipal.

b) La ocupación con mayor número de veladores de loa autorizados en más de un treinta por ciento.

c) La instalación de terrazas de forma que obstaculicen zonas de paso peatonal, el acceso a centros o locales públicos o privados y el tránsito de vehículos de emergencia, así como cuando no se respete el horario de carga y descarga.

d) La falta de recogida diaria de la terraza.

e) Ceder por cualquier título o subarrendar la explotación de la terraza a terceras personas.

f) La negativa a recoger la terraza habiendo sido requerido al efecto por la Autoridad Municipal, o sus agentes, con motivo de la celebración de algún acto en la zona de ubicación, o por cuestiones de emergencia.

g) La producción de molestias graves a los vecinos o transeúntes derivadas del funcionamiento de la instalación por incumplimiento reiterado y grave de las condiciones establecidas al efecto en esta Ordenanza

h) La celebración de espectáculos o actuaciones no autorizados de forma expresa.

i) La comisión de tres faltas graves en un año

Artículo 22º. De las medidas cautelares.

22.1.- Las medidas cautelares que se pueden adoptar para exigir el cumplimiento de la presente ordenanza consistirán en la retirada del mobiliario y demás elementos de la terraza en los supuestos establecidos en el punto 21.3, así como su depósito en dependencias municipales.

22.2.- El órgano competente para iniciar el procedimiento sancionador, por propia iniciativa o a propuesta del instructor, podrá adoptar motivadamente las medidas cautelares de carácter provisional que sean necesarias para asegurarse de la eficacia de la resolución final que pudiera recaer.

22.3.- Excepcionalmente, los Servicios de Inspección y los Agentes Municipales, por propia autoridad, están habilitados para adoptar las medidas cautelares que fueran necesarias para garantizar el cumplimiento de la presente ordenanza, en los siguientes supuestos:

a) Instalación de terraza sin licencia municipal.

b) Ocupación de mayor superficie de la autorizada, con la finalidad de recuperar la disponibilidad del espacio indebidamente ocupado para el disfrute de los peatones.

c) Cuando requerido el titular o representante para la recogida, retirada o no instalación de terraza y se incumpla lo ordenado por la Autoridad Municipal o sus Agentes.

En estos supuestos, los Agentes Municipales requerirán al titular o persona que se encuentre al cargo del establecimiento para que proceda a la inmediata retirada de la terraza o a la recuperación del espacio indebidamente ocupado.

22.4. Las medidas cautelares durarán el tiempo estrictamente necesario y deberán ser objeto de ratificación o levantamiento dentro de los diez días siguientes al acuerdo de iniciación.

Capítulo IV. De las Sanciones

Artículo 23º. Sanciones.

23.1.- Las infracciones a esta ordenanza darán lugar a la imposición de las siguientes sanciones.

A) Las infracciones leves:

Multa de hasta 60,10 euros y / o suspensión temporal de la licencia municipal de 1 a 7 días.

B) Las infracciones graves:

Multa de 60,11 y 150,25 euros y/o suspensión temporal de la licencia municipal de 8 a 15 días.

C) Las infracciones muy graves:

Multa entre 150,26 y 300,51 euros y/o suspensión temporal o definitiva de la licencia municipal.

La comisión de las infracciones muy graves podrá llevar aparejada la imposición de la sanción accesoria de inhabilitación para la obtención de licencias de esta naturaleza por un período de hasta cinco años.

23.2.- Para la modulación de las sanciones se atenderá a la existencia de intencionalidad o reiteración, naturaleza de los perjuicios, reincidencia por la comisión en el término de un año deotra infracción de la misma naturaleza cuando así haya sido declarado por resolución firme y al beneficio obtenido con su realización.

Artículo 24º. Procedimiento sancionador.

En cuanto al Procedimiento Sancionador, éste se ajustará a lo dispuesto en la ley 30/1992 de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 47/99, de 13 de enero, y Real Decreto de 4 de agosto de 1993, por el que se aprueba el reglamento del procedimiento para el ejercicio de la potestad sancionadora y demás normativa específica de vigente aplicación.

Artículo 25º. Órgano competente.

25.1.- La imposición de multas será competencia de la Alcaldía, conforme a lo establecido en la Ley de Régimen jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, y en el Reglamento de la Potestad Sancionadora que la desarrolla.

En todo caso, la sanción se impondrá teniendo en cuenta que la comisión de las infracciones no resulte más beneficiosa para el infractor que el cumplimiento de esta Ordenanza, por lo que cuando la suma de la sanción impuesta más el coste de la restitución de las cosas al estado anterior a la infracción, arrojase una cifra inferior a dicho beneficio, se incrementará la cuantía de la multa hasta alcanzar el importe del mismo.

25.2.- La función instructora se ejercerá por la Autoridad o funcionario que designe el órgano competente para la incoación del procedimiento. Esta designación no podrá recaer en quien tuviera competencia para resolver el procedimiento.

25.3.- Será órgano competente para resolver el procedimiento el Alcalde-Presidente del Ayuntamiento de Pradejón.

Disposición Final: La presente Ordenanza será objeto de publicación íntegra en el Boletín Oficial de La Rioja, entrando en vigor y comenzará a aplicarse al día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial de La Rioja, una vez aprobado con carácter definitivo, permaneciendo en vigor hasta su modificación o derogación expresas.

Diligencia, para hacer constar que la presente Ordenanza ha sido aprobada definitivamente por acuerdo Plenario de fecha 12 de junio de 2012.- El Secretario, Carlos A. Pascual Garrido.

¿Te ha resultado útil el contenido de esta página?
¡Gracias por tu valoración!
Al 64% de las personas esto les resultó útil.
Subir